30 de diciembre de 2016

Oficio Plástico, Las Idílicas Casas en la Pradera de Scott Redden

Double House, 2008 por Scott Redden - Oil on linen
Double House, 2008 - Oil on linen

Podemos hablar de las obsesiones con las que se construye la vida de un creador, mientras que algunos deciden pintar flores toda su vida, Scott Redden (Estados Unidos) ha elegido las casas de madera que habitan en la pradera como su elemento de búsqueda de perfección. Para muchos, en la repetición se halla la maestría. Como seres desolados estas casas aparecen sobre superficies llenas de color, predominan los verdes que, de cuando en cuando, ceden el protagonismo a los amarillos estilizados de los campos de otoño. Su paleta de colores es una reminiscencia de los pintores de antaño, no siempre puede uno soslayarlos. Hay una cualidad en su relación con el espectador: es un extraño desconcierto que nace de la calma provocada por los paisajes inertes de infierno luminoso y aparente simpleza.



En “Double House” se representa una casa situada en la cima de una pequeña loma, de madera verde asimila los colores que por derecho le pertenecen al campo, en azul oscuro las ventanas ocultan lo que al interior pudiera ocurrir. Mientras tanto, la demolición, la piedra que como nube se dispone a la destrucción. O tal vez sólo es la coronación del rey de la pradera. Una pesadilla o un sueño de granjero. “White Silo” pareciera moverse en el mismo sentido aunque con una ampliación del argumento; las nubes son piedras que dominan la batalla, parecen caer sobre el almacén que a lo largo del campo, emerge en fortaleza resguardada por sus torres de ímpetu imperial, y ausencia de soldados.



Blue Shadows, 2007 por Scott Redden - Oil on linen
Blue Shadows, 2007 - Oil on linen

House In Trees, 2008 por Scott Redden - Oil on linen
House In Trees, 2008 - Oil on linen



“Blue Shadows” es la custodia, los vigilantes que acechan al forastero que llega. Dos casas bajo el sol de la tarde esperan sobre la marea radiante en tonos de trigo dorado. Es una escena del desierto, de disputa, de duelo en el viejo oeste norteamericano. Sólo que no hay armas, sólo hay miradas. Son las casas las que se enfrentan. “House In Trees” por su parte, es la casa que se construye en lo alto y se impone por su claridad de trazo y techos amplios, pero como monasterio se aparta y mueve en el sigilo de su ausencia. No hay interés por el mundo, la visión es hacia el interior, tal vez por eso solo hay una ventana. O tal vez como un castillo, ahogado en su nobleza olvida tomar en cuenta la opinión que de fuera pudiera irrumpir las decisiones del poder.

Pero el tiempo avanza y las casas también crecen, mientras que antes carecían de ventanas y parecían ensimismarse, ahora se ornamentan y lucen más fuertes. Han crecido, ya no son adolescentes. “Lone Green” surge en una pradera con mar de fondo, las paredes se llenan de vitalidad, el frente de la casa se adorna con múltiples columnas que dibujan el área de descanso que sirve también para recibir a los habitantes e invitados. La pintura podría ser un retrato del resplandecer de los primeros años de la vida adulta. Asimismo, “Two Houses” es el amanecer, el coqueteo de los amantes, el hombre que educadamente corteja a la dama ante la fluidez del mar verde de campo esperanzador.



Lone Green House, 2011 por Scott Redden - Oil on linen
Lone Green House, 2011 - Oil on linen

Two Houses, 2011 por Scott Redden - Oil on linen
Two Houses, 2011 - Oil on linen

White Silo, 2007 por Scott Redden - Oil on linen
White Silo, 2007 - Oil on linen



***********************************************
Texto y selección de imágenes por hamtz
Imágenes Copyright Scott Redden
Descubre más en scottredden.com